adicción al enamoramiento

DESDE DOCTORALIA

Victoria Martin Jimenez - Doctoralia.es

DESDE MUNDOPSICÓLOGOS

El amor romántico y la dependencia emocional

Nosotras hemos crecido viendo cuentos de príncipes y princesas. Muchas hemos soñado alguna vez la llegada de nuestro príncipe azul que viniera a rescatarnos y ser felices para siempre. Es verdad que por otro lado a ellos les han enseñado a no mostrar sus emociones, y ser hombres fuertes y valientes. ¿y cómo casan estos dos modelos en las historias de amor reales? ¿Realmente son así las historias de amor? Trabajando con parejas en consulta me doy cuenta de las expectativas no cumplidas en las relaciones tanto de hombres como de mujeres, y como los mitos del amor romántico en ocasiones llevan a la dependencia emocional.

No busques tu media naranja porque no hay nadie que te complete, y menos mal, porque esto supondría poner en manos de otra persona tu bienestar, tu desarrollo y ya dejarías de ser libre, tarde o temprano te conduciría a la dependencia emocional.

La dependencia emocional se manifiesta como una necesidad extrema e incluso enfermiza que un miembro de la pareja siente hacia otro. Son personas que no soportan la soledad , la temen, por tanto es habitual que tras una ruptura busquen rápido otra pareja, sin tiempo para analizar y reflexionar para no cometer de nuevo los mismos errores.

Idealizamos a la pareja : “ Eres todo lo que siempre soñé”, aplicando este mito del amor romántico, nos quedamos anclados en la fase de enamoramiento en el comienzo de las relaciones , en la que todo es perfecto, le atribuimos cualidades que probablemente no tenga y no somos capaces de ver sus defectos.

Perdemos identidad : “ sin ti no soy nada”, ya no importa lo que nosotros queremos, creamos o pensamos, importa la pareja y asumimos los gustos e ideas de la persona de la que dependemos. Al perder identidad, vamos perdiendo nuestro mundo, nuestras cosas. Si esta persona desaparece todo se desmorona.

Buscan la aprobación por parte de la pareja. Todos compartimos nuestros logros con nuestra pareja , pero las personas con dependencia emocional necesitan continuas demostraciones de afecto y aprobación, si esto no sucede no se sienten queridos. El amor es obsesivo, desean el contacto constante con la pareja, llaman constantemente , exigen toda la información . “Nadie me querrá como tú”.

Creen que no van a ser capaces de vivir sin su actual pareja, tienen miedo a una posible ruptura, a que les dejen. Intentan cumplir con las expectativas de la pareja, no molestarlos, no importunarlos, no provocarlos. Esto lleva a relaciones destructivas y se acostumbran a no estar bien en pareja en vez de terminar la relación debido a la “necesidad” que sienten de estar en pareja.

No debemos perder de vista que el amor es una elección libre de dos personas. Compartir la vida con otro no implica dejar de ser tú para ser lo que el otro quiere. En una relación sana de pareja debemos establecer un consenso de lo que vamos a compartir, es importante mantener la individualidad, no olvidar nuestros gustos, nuestras preferencias, nuestras aficiones y mantenerlas

Estar en pareja es fantástico, pero siempre y cuando construyamos juntos, cuando empezamos a destruir es momento de cuestionarnos si debemos permanecer en la relación.

No olvidéis “Porque sin ti, sin ti puedo ser todo”

Victoria Martín

www.psicologiavictoriamartin.es